Forrar muebles con vinilo: antes y después de una mesita de noche

forrar-mueble-con-vinilo-antes-despues

No me cansaré de decirlo, el vinilo es un material muy agradecido porque es bastante sencillo colocar (puedes ver cómo hacerlo correctamente aquí) y además es económico y duradero.  Ya llevo hechas bastantes cosas con este material pero todavía no me había atrevido a forrar muebles con vinilo, así que ya era hora de probarlo ¿no os parece?

Hace tiempo que me propuse ir adecentando la casa familiar y de vez en cuando me traigo algún mueble a casa para ver qué puedo hacer con él (por ejemplo esta silla). En general no son muebles que tengan un gran valor económico, pero sí tienen mucho valor sentimental ya que he crecido con ellos.

En mi última visita me llevé esta mesita de noche de principios de los 70, es de melamina pero brillante, como acristalada. En general estaba en bastante buen estado, todos los desperfectos que tenía eran estéticos ya que se le había levantado el canteado de un lateral y faltaba en dos cajones. Además el frente de los cajones tenía manchas amarillentas.

forrar-muebles-con-vinilo-mesita-de-noche

En un principio pensé en pintar la mesita de noche pero tenía dudas con la melamina «acristalada», no estaba muy segura de cómo quedaría aún con imprimación. Además tenía claro que quería que fuera blanca pero también tenía dudas de si iba a conseguir el mismo tono de blanco tanto en la parte oscura como en el frente de los cajones sin tener que dar capas y capas de pintura. En definitiva, que me acordé mi armario y sus puertas forradas con vinilo y me dije ¿por qué no forrarla con vinilo? A fin de cuentas esta mesita era la candidata perfecta ya que tiene líneas rectas y carece de relieves y adornos.

Para forrar la mesita de noche utilicé los siguientes materiales:

1 metro de vinilo blanco mate de 1,23 m de ancho. El vinilo que utilicé es de Vinilosametros y cuesta sólo 6 euros el metro (más IVA).

Una espátula para aplicación del vinilo, aunque también sirve un trapo.

Un rociador en spray con agua y una gota de detergente.

– Unas tijeras y/o un cutter.

Los pasos que seguí para forrar un mueble con vinilo fueron los siguientes:

forrar-muebles-con-vinilo-paso-a-paso

1º.- Reparé el canteado deteriorado de la mesita, para ello utilicé cinta de cantear que tenía por casa (sirve cualquier color porque con el vinilo queda oculto). Es muy importante reparar todas las imperfecciones que tenga el mueble antes de forrarlo con vinilo autoadhesivo, ya que hay que tener en cuenta que el vinilo es como una segunda piel, si el mueble tiene un bulto o un desconchón, cuando lo forres con el vinilo se notará (para desconchones puedes aplicar masilla y lijar hasta igualar la superficie).

2º.- Limpié la mesa con alcohol de quemar. Es importante para la buena adherencia del vinilo que el mueble esté libre de suciedad, polvo, grasa….

[magicactionbox id=»5642″]

3º.- Retiré los tiradores de los cajones. El paso a paso de los tiradores os lo explicaré más tarde.

4º.- Con el rociador pulvericé un poco de agua sobre el mueble, de estar forma podremos pegar y despegar el vinilo para rectificar su colocación y evitar que queden burbujas.

5º.- Corté las piezas de vinilo a medida más un margen de 1 cm por cada lado. Por ejemplo, el frontal del cajón tiene 45 cm a largo, más casi 2 cm los cantos, por lo que la pieza a cortar sería de 51 cm de largo (45 cm + 2 cm canto derecho + 2 cm canto izquierdo + 1 cm lateral derecho + 1 cm lateral izquierdo).

De esta forma empecé forrando el frente de los cajones y continué con los laterales de la mesita, dejando para el final la parte superior y el zócalo delantero. En un par de horas ya tenía la mesita totalmente forrada.

La parte de los tiradores fue más laboriosa (casi me cuesta tanto tiempo de hacer como la mesita entera), pero creo que el resultado final mereció la pena.

decorar-pomos-con-vinilo

Los tiradores de la mesita eran de plástico y estaban amarillentos, podría haberlos cambiado por otros y punto pero me parecieron muy originales tanto por el tamaño como por la forma de seta que tenían. Realmente creo que le aportaban mucha personalidad a la mesita de noche, le daba ese toque «diferente».

Lo primero que hice fue pintar los tiradores, para ello aproveché un barniz-esmalte especial para metales que tenía en casa (el que se suele utilizar para las barandillas de los balcones), ya que en el modo de empleo indicaba que era apto para cualquier superficie.

Seguidamente busqué un diseño para recortarlo con vinilo y pegarlo encima de los tiradores. Para ello utilicé vinilo efecto acero inoxidable.

Os tengo que advertir que fue bastante laborioso colocar un vinilo con un diseño con tanta floritura en un tirador que además no era plano, sino abombado. Después de pegar y despegar varias veces porque el vinilo no se adaptaba bien a la forma del tirador, opté por hacerle algún pequeño corte y «empalmar». A pesar de todo creo que el resultado final ha sido bastante bueno, nadie diría que es el mismo tirador ¿verdad?

forrar-con-vinilo-tirador-cajon

En la siguiente imagen podéis ver la mesita de noche totalmente forrada con vinilo y con los cajones colocados. Conseguir este aspecto ha costado menos de 10 euros (vinilo + coste proporcional de otros materiales que ya tenía en casa), con pintura hubiera obtenido un resultado similar pero a un precio más elevado (varias capas de imprimación, más varias capas de pintura) y por supuesto hubiera necesitado mucho más tiempo (secado entre capa y capa).

forrar-muebles-con-vinilo-mesita-de-noche

Como siempre os digo, para este tipo de trabajos hay que utilizar un vinilo de calidad. El vinilo que he utilizado no sólo ha conseguido cubrir totalmente el color oscuro de la mesita de noche, sino que también he obtenido el mismo tono también para los cajones (que eran claros). Además ha de ser un vinilo que resista el uso diario y se pueda limpiar (yo limpié la mesita con limpiador para muebles nada más terminé de forrarla).

forrar-muebles-con-vinilo
Parece mentira que sólo se haya necesitado apenas una mañana para que esta transformación, viéndola ahora nadie diría que tiene más de 40 años.
forrar-muebles-con-vinilo-antes-despues

¿Qué te ha parecido este «antes y después»? ¿Te vas a animar a forrar muebles con vinilo? Es una forma rápida y económica de darle una segunda oportunidad a tus viejos muebles, yo desde luego no me voy a quedar aquí, como mínimo forraré la pareja de esta mesita de noche y la cómoda a juego.

Canal Youtube Bricoydeco

16 comentarios en “Forrar muebles con vinilo: antes y después de una mesita de noche”

  1. ¡Enhorabuena! 🙂 Este trabajo tiene un resultado espectacular. Parece recién salida de IKEA, pero con toneladas de encanto. Seguro que será un mueble que os seguirá acompañando durante muchos años en casa.

    1. Muchas gracias Mayte! Lo de los tiradores ha sido un puntazo. Cualquiera los hubiera cambiado porque estaban amarillentos y le daban un aspecto anticuado, pero ya ves como con unos cambios el resultado final ha sido justo el contrario, ahora los tiradores son lo mejor de la mesita 🙂

  2. Buenos días,

    como haces para que los cantos y las esquinas queden perfecto? no se levanta el vinilo con el tiempo y se acumula suciedad? sabes que tal envejece?

    Muchas gracias,

    1. Hola Natalia,

      Mira este TUTORIAL PARA FORRAR LAS ESQUINAS Y CANTOS CON VINILO. tutorial para forrar las esquinas y cantos:

      Respecto al resto de preguntas, el primer mueble que forré con vinilo lleva 8 años como el primer día, el vinilo no se suele despegar ni se acumula polvo por debajo, por encima se acumula como en cualquier otro superficie pero se puede limpiar fácilmente con un trapo y limpiamuebles.

      Lo que sí es importante es utilizar un vinilo de calidad para forrar muebles (no utilices el de los chinos). Puedes ver también donde comprar vinilo en ESTE ENLACE.

      Si tienes alguna duda más solo tienes que preguntar 🙂

  3. Hola, hermosa solución, la consideré otras veces pero creia que no quedaria bien. Como resolviste las puntas? porque con el uso deben levantarse. Tinene algún pegamento?

    1. Hola Laura,

      Siempre recomiendo utilizar vinilo de calidad precisamente por su resistencia y buena adherencia. Hasta el día de hoy no me ha levantado ninguna punta pero hay dos cosas que vienen muy bien para que se fijen mejor:

      1º.- Pegar el vinilo sobre vinilo. Si miras este enlace en el que explico paso a paso cómo forrar las esquinas lo comprenderás.

      2º.- Aplicar calor con un secador de pelo, únicamente tienes que darle un poco de aire caliente a cada esquina para que se fije mejor a la superficie.

      Poniendo en práctica estas dos soluciones no se me ha levantado ninguna esquina (por lo menos hasta el día de hoy) pero si llegara el caso, utilizaría un poco de cola de carpintero para volver a adherirla.

      Saludos y espero haber resuelto la duda.

  4. Gracias por las maravillosas ideas que nos proporcionas y por la forma de contarlas que hacen que parezca fácil emprender cualquier trabajito. Espectaculares los tiradores. Ver cómo forrar esa mesilla me ha llevado a intentar forrar una cómoda que me daba muchísima pereza pintar.

  5. Hola queria saber que me recomiendaa tu queremos darle un aire nuevo a todos los muebles de la cocina y e visto lo bien que quedan los vinilos pero que me recomiendas mas para la cocina vinilos o pintarlo?
    Un saludo

    1. Hola Eva,

      En primer lugar depende de como sean los muebles de tu cocina, si son lisos y sin molduras podrás pintaros o forrarlos con vinilo. La ventaja de forrar las puertas con vinilo es que no tienes que esperar a que se seque la pintura. Dependiendo de la cantidad de muebles, en un día puedes tener todos los armarios forrados y listos para usarlos de forma inmediata.

      ¡Saludos!

  6. Hola me gustaría saber si después se podría sacar el papel y quedaría igual. Es porque estoy de alquiler y si queda igual me animo a arreglar uno!
    Un saludo ♥

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba